En momentos de crisis es cuando surgen las oportunidades.

Ya nadie pone en duda que los cambios que nos ha traído esta pandemia han venido para quedarse. Nuevas formas de trabajar, de relacionarnos con los demás, nuevos modelos de negocio.

Tal vez en marzo te resistías a pensar que hábitos, estrategias y procesos que estaban funcionando muy bien en tu empresa pudieran dejar de hacerlo.
Tal vez pensaste que lo que estaba pasando era un problema temporal y en 15 días todo volvería a ser igual; o tal vez que lo que pasaba sólo sucedía en otros países, en otras ciudades o en otros sectores.

Y ahora estamos ya en una segunda ola del coronavirus que está desbordando cualquier previsión que puedas haberte hecho hace unos meses.
De nuevo récord de cifras de contagios, teletrabajo, cierres perimetrales y tal vez, nuevo confinamiento domiciliario.

No es momento ahora de quedarte bloqueado con las noticias, paralizado con los cierres de negocios que ves en las calles de tu ciudad; en casa, con miedo por la incertidumbre, preocupad@ por lo que vendrá.
Sino todo lo contrario, es momento ahora de adaptarte cuanto antes y reinventarte, no sólo para sobrevivir a los desafíos que se avecinan sino para aprovechar las oportunidades que sin duda esta crisis nos está dejando. Muchos ya lo están haciendo.

¿Quieres ser tú uno de ellos?


Reformula tu propuesta de valor


¿Qué problema solucionas? ¿Qué necesidad resuelves? ¿Qué deseo satisfaces a tus clientes?
Las necesidades han cambiado y tus clientes también. Tu propuesta de valor ya quedó antigua..

¿Qué te diferencia de los demás? ¿Qué es aquello que se te da tan bien y que ni tan siquiera pones en valor porque te parece normal?
¿Cómo es la experiencia de tu cliente trabajando contigo? ¿Qué consigue? ¿Cómo se siente?

Empatiza con tu cliente


Si quieres crear una propuesta de valor única y genuina, que conecte con tu público, necesitas antes parar y explorar, ¿Quién es tu cliente ideal? ¿Qué le preocupa? ¿Qué teme que le pase si no lo soluciona? ¿Cómo quiere que sea su día a día? ¿Cómo quiere sentirse?

¿De qué manera tus servicios le cambian la vida y le transforman?

Tu área de influencia


¿Te has parado a pensar cuántas horas al día estás en pensamientos de preocupación, en aquello que no depende de ti y no puedes cambiar? Los pensamientos son energía. ¿Cómo sería si pusieras toda tu energía en aquello que depende de ti y puedes cambiar ya para conseguir tus objetivos? ¿qué es lo que está en tu área de influencia?


Te invito a dar el primer paso con esta masterclass que he preparado para profesionales sin tiempo que quieren reinventarse cuanto antes y aumentar sus ventas.

¿Quieres verla?

Accede gratis

The following two tabs change content below.
Coach, economista, formadora, copywriter, instructora de mindfulness y meditación

0

Tu carrito