Antes o después, todos procastinamos, postponemos las tareas que nos son más costosas o molestas de hacer.

A menudo lo hacemos porque no tenemos claridad en nuestros objetivos, lo que deseamos conseguir y sobre todo, el para qué queremos eso que nos proponemos.

Otras veces es porque somos demasiado perfeccionistas, ponemos nuestra atención en lo que nos falta, como nunca fuera suficiente, seguimos dándole vueltas sin acabar lo que empezamos, y nos olvidamos que la mayoría de veces, es mejor hecho que perfecto.

En otras ocasiones, preferimos aplazar tareas simplemente porque no nos son placenteras y nos es más cómodo conseguir nuestra satisfacción inmediata o evadirnos de algo que preferimos no ver..

Postponemos también cuando creemos que se solucionará si lo dejamos para más adelante;

Al final de todo ello, perdemos tiempo, nos bloqueamos, nos volvemos ineficaces y nosotros mismos nos generamos estrés e insatisfacción.

¿Te identificas con alguna de estas situaciones?

A mí también me pasaba cuando quería escribir los artículos del blog, nunca encontraba el momento para enfrentarme a la hoja en blanco, a atreverme a publicar algo que había escrito, sólo imaginar lo que pensarían las personas que lo leyeran, me obligaba volver a revisarlo, y tardaba semanas hasta que aún dudando, lo publicaba.

Hoy quiero compartirte una buena noticia: Si quieres, puedes terminar con la procastinación 🙂

Haz una lista de tus tareas, divídelas en acciones más pequeñas y ponles fecha, escríbelas en tu agenda; de esta forma no sólo irás consiguiendo esa tarea que tanto te cuesta hacer sino que además sentirás que avanzas y aumentará tu motivación, siendo cada vez más fácil realizar esas acciones más pequeñas que te habías propuesto;

Sé objetivo con tu tiempo, sé realista y estima el tiempo que te va a llevar hacer esa tarea.

Desarrolla tu concentración y tu atención, conseguirás más y mejores resultados en menos tiempo, la práctica del mindfulness y la meditación te ayudarán a desarrollar el músculo de tu atención y a volverte mucho más productivo.

Sin duda dejar de procastinar es una actitud y un hábito que de puede entrenar. Si deseas que te acompañe en el desarrollo de ésta y otras competencias profesionales, contáctame, .. será un placer saber cómo ayudarte a conseguir los resultados que deseas.

Muchas gracias por leerme.

Un abrazo y hasta pronto!

Mònica

 

¿Quieres hacer crecer tu empresa rentable, consciente y saludable?
más información
The following two tabs change content below.
Coach, Economista e impulsora de Mindfulness en las empresas. Empresas rentables, conscientes y saludables.

Centro de preferencias de privacidad

¿Quieres cerrar tu cuenta?

Se cerrará tu cuenta y todos los datos se borrarán de manera permanente y no se podrán recuperar ¿Estás seguro?

¿Estás seguro?

Al no aceptar ya no tendrás acceso a nuestro sitio y se te desconectará.

0

Tu carrito